La capacidad de escuchar

nuestros expertos opinan AlanaLa receta mágica no existe. Ante retos y dificultades que en muchos equipos surgen, aparece la pregunta ¿Y cómo puedo hacer? ¿Qué tendría que decir para que el equipo se esforzase en la misma dirección? ¿Y para conseguir su motivación? ¿Cómo debo enfocar este tema con la dirección? ¿Qué hago si no me escuchan? ¿Cómo tengo que tratar con un cliente así…?  No existen recetas mágicas, no hay una fórmula que funcione para todo ni un procedimiento estrella que se pueda aplicar con seguridades de éxito. Sí que hay en cambio estrategias que nos permitirán conseguir nuestros propósitos de forma más fácil. Todo pasa por ser más conscientes de lo que queremos.

Primero, revisar la situación en la que estamos. El otro día, escuché de una persona con grandes éxitos a nivel empresarial, una reflexión que recogía perfectamente este concepto: “tener una visión 360º”. Indicaba la importancia de observar, de estar atentos a la información del entorno y así aprovechar las oportunidades que los nuevos retos brindan.

El siguiente paso, y el principal ingrediente para esta receta que siempre queremos aplicar para hacer las cosas más fáciles y mejor con los demás, es sencillo: Escuchar.  Escuchar  y dedicar la atención que sea necesaria para captar la información que aclare las intenciones de nuestro interlocutor. No imaginar qué puede estar pasando por su cabeza, sino recoger lo que nos dice y contrastar para asegurarnos una correcta interpretación.

En los talleres, cursos y programas que mejoran la escucha activa, se profundiza en la actitud que permite prestar el 100% de la atención a nuestro interlocutor, escuchar sin interrumpir (sin adelantarnos mentalmente con nuestro discurso de lo que queremos contestar antes de que el otro termine), escuchando más allá de las palabras (teniendo en cuenta tanto la comunicación verbal como la comunicación no verbal) y escuchar incentivando a nuestro interlocutor a continuar y profundizar en su comunicación.

Estas pautas nos darán las indicaciones y evidencias para conocer qué es lo que le preocupa a nuestro compañero, a nuestro cliente o a nuestro socio potencial, y a partir de ahí, concretar qué es lo que le hará tomar decisiones en un sentido o en otro, así como poder establecer las bases de colaboración, negociación o acuerdos más idóneos en cada situación.

La mayoría de los conflictos y dificultades aparecen por estos errores de comunicación. El 80% de nuestras intervenciones tienen que incidir en esta competencia básica en las organizaciones, por lo que será bueno que no interpretemos las ideas o pensamientos de los demás, sino que escuchemos atentamente y tratemos de aclarar qué está pasando por su mente para poder aunar los pasos hacia una dirección común y compartida.

“Si quieres ser sabio, aprende a interrogar razonablemente, a escuchar con atención, a responder serenamente y a callar cuando no tengas nada que decir”. (Johann Caspar Lavater).

Alana Rincón

Coach y consultora en Nexian Training

This entry was posted in Nuestros expertos opinan and tagged , . Bookmark the permalink.

2 Responses to La capacidad de escuchar

  1. Cristina says:

    Creo que es fundamental saber escuchar a los que están alrededor nuestro, ya sean empleados, compañeros, familia u otros. Si escuchamos a los demás podremos saber que es lo que les preocupa, lo que los intriga, lo que quieren y lo que necesitan, así se les podrá dar lo mejor y lo más adecuado.
    En la agencia de comunicación y protocolo donde trabajo hemos creado un bloc donde hablamos, entre otros, de la importancia de hacer las cosas bien hechas, la importancia del compartir, relacionarse y escuchar a los demás. Aquí os lo dejo para que podáis echarle un ojo:
    http://hacerlascosasbienhechas.blogspot.com.es/

  2. ana says:

    Casi nadie sabe escuchar o, por lo menos, casi nadie sabe a escuchar a todo el mundo. Estas personas se pierden el mundo, viven de espaldas a él. Debería ser una asignatura en el colegio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *